Obra de LT Menu Biblioteca Menu Publicaciones Menu Estudios Menu Novedades

Por un semanario nacional[1]

 

 

12 de junio de 1937

 

 

 

Estimado camarada Isaacs:

 

Con respecto a la revista:

1. La iniciativa fue de Solow, después de las sesiones. Nombré a Walker, Farrell, Eastman y, si mal no recuerdo, también a La Follette y a Stolberg, pero no a los “trotskistas”.[2] Apoyé la idea y subrayé la necesidad de que la revista tuviera el carácter de coalición entre los “trotskistas” y diversos grupos revolucionarios antistalinistas. Ese fue el contenido de mi discusión con Farrell. Como ve, no se trata de entregar a otros una revista que ustedes todavía no poseen... ni pueden poseer por sí solos, sino todo lo contrario: impedir la creación de una revista revolucionaria que los excluirá o, en el mejor de los casos, los tratará como a parientes pobres.

2. Creo que, como organización, debemos tener una publicación lo antes posible. Luego podremos participar en una revista independiente de coalición. Pero, como organización, no podemos volcar todos nuestros recursos materiales y fuerzas a una revista anti-New Masses. Otros deben crearla. Nuestra iniciativa trata de forjar un vínculo entre dos aliados. Esto les da a Uds. todas las posibilidades de luchar desde su punto de vista por un cambio de programa, etcétera.

3. Nos resulta incomprensible que, en el preciso instante en que desaparece el Appeal, el Labor Action deja de ser semanario para empezar a aparecer quincenalmente. A pesar de los informes optimistas que nos traen ciertas cartas y visitantes, consideramos que la disminución de la circulación del Labor Action es un síntoma muy malsano. Nuestra organización debe empeñar sus esfuerzos en la creación de un semanario nacional, absolutamente independiente de todo control externo, que a la vez posea una línea muy flexible respecto de una coalición.

 

Fraternalmente,

 

Wolfe [Trotsky]



[1] Por un semanario nacional. Del archivo de James P. Cannon. Con autorización de la Library of Social History. Carta a Harold Isaacs, donde se explica el origen de la propuesta de Trotsky de crear una “revista marxista combativa, revolucionaria y crítica” (29 de mayo de 1937). Esa revista de coalición jamás apareció. Meses más tarde reaparecieron la revista stalinista Partisan Review y la revista trotskista The New International.

[2] James T. Farrell (n. 1904): autor de Studs Lonigan y otras novelas, fue simpatizante del trotskismo durante los años treinta y cuarenta.



Foro sólo para inscritos

Para participar en este foro, debe registrarte previamente. Gracias por indicar a continuación el identificador personal que se le ha suministrado. Si no está inscrito/a, debe inscribirse.

Conexióninscribirse¿contraseña olvidada?